Un millar de amigos de Las Dalias aclama una vibrante actuación casi improvisada.

“Yo me voy ‘pa’ Las Dalias

porque quiero disfrutar,

y aquí en su mercadillo

esta noche, oye, yo les voy a cantar.

Yo me voy ‘pa’ Las Dalias

porque dicen que aquí está lo mejor de Ibiza,

ni el Amnesia ni el Space, todo está aquí.

Yo me voy ‘pa’ Las Dalias

porque a mí me gusta soñar,

me gusta rumbear, oye, reggaear y vacilar.

Yo me voy ‘pa’ Las Dalias

porque lo que más me gusta a mí

es ver a mi gente, oye, con la mano levantada”

¡Grande Macaco! Gracias por dedicarnos esta letra, una invención más, como saben hacer los buenos artistas, en medio de un concierto que superó todas las expectativas, una actuación tan vibrante como improvisada.

Macaco rompió todos los guiones y protocolos para protagonizar una exclusiva y peculiar "escapada" en medio de su gira “Historias Tattooadas”, ante un millar de espectadores entregados: otro gran concierto para conmemorar el 30 aniversario del mercadillo, que se inició en mayo con el increíble directo de Manu Chao.

Macaco y sus amigos Juanlu, Mr. Kilombo, Ramón Mirabet y Claudio improvisaron casi todo durante dos horas, abordando los temas que le han hecho popular y enarbolando sus reivindicaciones, en un compromiso con “el presente continuo”: “Da igual si eres músico, carpintero, si eres arquitecto, si eres pescador, si eres marinero, yo creo que en estos tiempos está bien coger la ola y ver dónde te lleva el presente continuo”.

‘Tengo’, ‘Love is the only way’ o ‘Seguiremos’ (en apoyo “a toda la gente que lucha por una sanidad pública digna”) fueron versionadas y coreadas en una comunión ferviente del público con el talentoso ‘charnego’ catalán a ritmo de reggae y rumba.

Gracias, Macaco, gracias Monkey Family! Hasta pronto!